El Viaje a la Luna

Los preparativos
“I believe this nation should commit itself to achieving the goal, before this decade is out, of landing a man on the moon and returning him safely to Earth” (J.F. Kennedy)

En Mayo de 1961 el Presidente de los Estados Unidos John F. Kennedy se dirigió al Congreso comprometiéndose a que antes del final de esa década conseguirían llevar un hombre a la luna y traerlo de vuelta a la Tierra sano y salvo.  Esta declaración marcó el inicio de una carrera frenética para alcanzar la hazaña que marcaría el comienzo de una nueva era.

En 1962 se presentó el programa Gemini, cuyo objetivo no era llegar a la Luna sino desarrollar una tecnología que permitiese unas estancias más largas en el espacio, el acoplamiento de naves en órbita y el perfeccionamiento de las técnicas de reentrada en la atmósfera y aterrizaje.

El paso definitivo en el viaje a la Luna fue el desarrollo del programa Apollo a partir del año 1963.  Este programa presentaba un importante avance con respecto a las misiones anteriores, su principal objetivo era alcanzar la Luna. Ya no se veía este viaje como algo remoto, sino que la promesa de Kennedy comenzaba a parecer real.


El Viaje
“He’s got the whole world in his hands...he’s got the astronauts in his hands”  (lo que cantaban en el Manned Spacecraft Center mientras el “Eagle” descendía a la superficie lunar)

El Apollo XI despegaba de Cabo Cañaveral el 16 de Julio de 1969 a las 13:32:00 UTC con tres tripulantes en su interior: Neil Armstrong, Edwin «Buzz» Aldrin y Mike Collins.  Después de 2 horas y 33 minutos de orbitar la Tierra, el motor S-IVB fue reencendido hasta alcanzar la velocidad necesaria para escapar de la gravedad terrestre.

La inserción en la órbita lunar comenzó pasadas 75 horas y 50 minutos de misión.  La nave se situó en una órbita elíptica (de 61 por 169 millas náuticas) con una inclinación de 1.25 grados respecto al plano ecuatorial de la Luna.  5 horas después, el motor del módulo de servicio se reinició para corregir la órbita a una casi circular (66 por 54 millas náuticas).  Cada órbita duró dos horas, durante las cuales se tomaron fotografías que permitieron estudiar la geología de la superficie lunar.

El módulo lunar “Eagle”, con Armstrong y Aldrin en su interior, se desacopló del módulo de servicio y dos horas y media después el “Eagle”  tomaba tierra en el Mar de la Tranquilidad sobre la superficie lunar.


La llegada a la Luna
“That’s one small step for man....One giant leap for mankind” (Neil Armstrong sobre la Luna)

El 20 de Julio de 1969 Neil Armstrong, frente a varios centenares de millones de personas que siguieron el evento por televisión, pisó la superficie lunar.

A partir de aquí comienza una auténtica película de ciencia ficción:

El astronauta inicia su paseo por la Luna.  La escasa gravedad permite que camine muy rápido y ligero y la luz solar, sin ninguna atmósfera que la atenúe, ilumina la increíble escena.

Unos minutos después, ayuda a Aldrin a salir del módulo lunar.  Mientras Aldrin ‘juega’ en los alrededores, Armstrong inspecciona el motor.  Se producen unos problemas en la retransmisión. El problema se soluciona y la imagen vuelve a ser nítida:  se observa a los astronautas descubriendo una placa conmemorativa que permanecerá en la base del LM, sobre la superficie lunar, como recuerdo de la hazaña.


Más de treinta años después, este acontecimiento sigue despertando suspicacias y dando lugar a una intensa  polémica.


 
 

Página Principal